PRESENCIA - Percibir y Jugar

Actualizado: jul 21

Dice mi maestro, coreógrafo y director Costarricense Rogelio López


“Pensar el cuerpo es sentir la idea y sentir la idea es pensar el cuerpo”



Déjame un comentario al final con tu opinión


Por ello iniciaremos el taller revisando el concepto de -Presencia-. Abarcaremos su acepción más puntual, desbordaremos su significado compartiendo experiencias entre las personas que asistan al taller y ofreceré algunas ideas desde mi labor como artista de la escena e investigador en el campo de la somática. Ese universo de ideas, que iremos enriqueciendo, te permitirá profundizar en la experiencia de investigar la presencia, a partir del propio entendimiento, tus necesidades y deseos personales. Para la práctica propondré un espacio de auto reflexión, autoobservación y autoconocimiento, se trabajará a partir de la exploración sensorial, análisis de la postura, la gestualidad y la respiración; esta información auto percibida de la experiencia propia la llevaremos a casos específicos en los cuales podemos hacer evidente la cualidad de la presencia.



PRESENCIA


“Asistencia personal, o estado de la persona que se halla delante

de otra u otras o en el mismo sitio que ellas” *


La presencia es más que una apariencia y no debo reducirla a la impresión que alguien tiene de mí. La presencia no se trata de impresionar a alguien necesariamente y mucho menos de marcar un estatus adecuado para un tipo de práctica personal o encuentro colectivo que esté determinado. En muchos contextos se puede entender la -Presencia- como el hecho específico de -Estar-, sin embargo, luego de ampliar la interpretación del concepto, indagaremos en ¿Cómo estoy ahora? ¿Cómo soy ahora? Considero que debemos trascender el concepto de una “buena” presencia o “ideal” y empezar a evaluar la -Cualidad- de la presencia, es decir, un rango de posibilidades mucho más amplio sobre el cual evaluar ¿Cómo soy/estoy aquí y ahora?



PROPIOCEPCIÓN


“Percepción inconsciente de los movimientos y de la posición

del cuerpo, independiente de la visión” *


El ejercicio de auto percibir lo debemos practicar con constancia, continuidad, con una mirada humanitaria y con la curiosidad de aprendernos sensiblemente, trascendiendo así la -Idea- de -lo que creo que soy-. En la medida que ésta disciplina se haga habitual, podremos hacer una valoración de la -Cualidad- de nuestra presencia con mayor organicidad, sensibilidad y contundencia. Ofreceré herramientas que permiten llevar la atención a ¿Cómo me percibo? ¿Qué información retroalimenta ese sentir auto percibido? y ¿cómo esta información me permite evaluar, considerar y tomar decisiones en relación con el objetivo de mis acciones?



HÁBITO


“Modo esp